lunes, 21 de septiembre de 2015

Carta Astral del Terremoto de Chile



Hace mucho que se estaba anunciando. Pero creíamos que el remezón sería interno. Que el bamboleo sería causado por las profundas transformaciones que iniciamos hace ya mucho… y en el momento menos  esperado, cuando preparábamos los festejos del Aniversario Patrio, empieza este sutil movimiento… parecía que el cielo nos acunaba… pero de suave pasó a fiero y se hizo eterno… Mientras  afirmaba la Jaula de mis Catitas que tiene ruedas e iba de un lado al otro, mi único temor era que ésta cayera al suelo porque hay muchos catitos recién nacidos y otros tantos huevitos a punto de romper… desde la otra habitación escuchaba caer mis candelabros recién comprados para adornar la terraza en la comida familiar que celebraríamos en la playa por el cumpleaños de la Patria que nos regalaba 4 días de feriado… y nada me importaba… solo quería que acabara ese balanceo al compás de ese ruido ensordecedor.

Y bueno, ya sabemos que fuimos mecidos desde el Cielo ¿Y para qué? Porque en este mundo racional debe haber una explicación para todo… ¿Por qué Chile y no Brasil, Noruega o Pakistán? Quizás la respuesta la encontremos en la impronta energética que tenemos como país -Carta Astral- y las experiencias que debemos afrontar como colectivo llamado Chile.

Somos un país largo y angosto, de diversidad climática, de paisaje, cultural, social y ahora racial con la entrada de tantos extranjeros…

Chile es Virgo y se nos nota muchísimo en esa gravedad que algunos la viven como amargura. Un país ordenado, tímido, de poca personalidad. Muy dados a copiar lo que viene de afuera, más por falta de osadía, por no asumir un riesgo es que nos manejamos en las fórmulas probadas por otros.
Un país hecho de Tierra (Sol en Virgo), fuego (Ascendente Sagitario), Aire Luna en Géminis) y agua (Venus en Escorpio). Un país sensible, solidario, de gente que no le teme al esfuerzo… Un país resiliente que ha sido expuesto a grandes dolores y después de cada golpe se levanta para empezar de nuevo… Un país hermoso al que es imposible no amar…

En el momento que empieza el terremoto, la carta del suceso tiene su ascendente abandonando Piscis para entrar en Aries donde lo espera frotándose las manos Urano (Sr de lo inesperado). El Sol está en Virgo (orden), casi tocando al Sol natal de Chile y Marte (Sr de la acción) en tránsito llega casi justo al lugar en que está Marte Natal… Esta Causalidad me habla de un nuevo comienzo como país y ya no desde el punto de vista social o material sino desde la vibración… Chile ha dejado de vibrar en miedo, culpa, resentimiento y victimismo… Cerramos algunas etapas y hemos aumentado la frecuencia demostrándolo en la forma tan distinta en que vivimos este acontecimiento en comparación con el 27F del 2010. Hubo calma, madurez, solidaridad y el ingrediente infaltable que pone el pueblo aún en las situaciones más difíciles: el humor.

Mercurio (Sr de las comunicaciones) se prepara para su retrogradación en Libra ofreciendo un espacio para ir hacia lo más profundo... Júpiter, (Señor de la expansión) se opone a Neptuno (Sr de las mareas) y es así como hace crecer las olas y el mar de la zona norte sale a recorrer la ciudad empapando y arrasando con todo… Otra vez miles de personas pierden su hogar. La Luna en Escorpio y en casa 8 (fortaleza, estoicismo) trinando a Neptuno en Piscis (sacrificio) nos conectan con el poder interior, esa fuerza que generalmente desconocemos que poseemos pero en situaciones límite aflora tan irrefrenable como un tsunami…  Plutón (Señor del inframundo) observa todo desde las alturas de la casa 10 y asiente con gran satisfacción al ver su obra consumada: Chile continúa transformándose... Y pasamos la prueba… Estamos aquí, sintiendo como se respiran nuevos aires en este país renacido y como seguimos ascendiendo por esta espiral evolutiva… Chile crece y no hablo de economía o geografía sino de energía y frecuencia vibratoria.

Hubo luces. Como la cajera del peaje Los Libertadores, Damaris Carrimán que junto a sus compañeras levantaron las barreras para que los autos pudieran avanzar… y hubo sombras como la empresa en que trabaja Damaris que decidieron descontar de su sueldo los peajes de todos vehículos que pasaron libremente…

Y todo esto sucede mientras el Tata Saturno (Señor del esfuerzo y Gran Maestro de la vida) nos avisa que pasará revisión por nuestro ascendente… y es hora de demostrar madurez… Somos un país fortalecido… abandonamos la adolescencia para entrar a una etapa de mayor solidez, de conciencia plena…

Por eso, aunque venga disfrazado de desastre, este terremoto es el regalo de graduación que nos trae el Cielo para seguir despertando, creciendo en consciencia y conciencia… Entramos a una nueva etapa de crecimiento… porque este camino no tiene fin… seguimos avanzando por el interminable sendero de la evolución…

Gracias a todos los fieles lectores que escribieron preguntando por la situación acá en Chile… Aún en medio del dolor estamos llenos de esperanzas y abrimos los brazos hacia lo nuevo…

Gracias Universo… Gracias Madre Tierra… Gracias Chile… Gracias a todos ustedes por formar parte de mi realidad en este viaje llamado vida…

En Amor y Conciencia.

Me® 

 Si reenvías este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

Publicar un comentario

Déjanos tu huella...