sábado, 14 de febrero de 2009

Historia de San Valentín




Muchos piensan que en este día se celebra solo a los enamorados, el amor de parejas. La verdad es que estas fiestas sirven para honrar el amor en todas sus manifestaciones... Diríamos que estamos celebrando el Amor Universal.

Otra creencia muy popular es que esta celebración nace en los tiempos modernos, pero su origen se remonta a los la época del Imperio romano, pero los grandes centros comerciales y la publicidad la ha puesto de moda desde hace algunas décadas, con la única finalidad de vender regalos.

Aquí te contaremos la verdadera historia de esta celebración.

San Valentín era un sacerdote romano que vivió bajo el gobierno de Claudio III, quien decidió prohibir la celebración de matrimonios para todos los jóvenes, porque en su opinión los solteros sin familia eran mejores soldados, ya que así eran libres de cualquier atadura.
El sacerdote consideraba muy injusta esta medidad y desafió al emperador. San Valentín celebraba secretamente matrimonios para los jóvenes enamorados de la época – De ahí la idea de que San Valentín es el patrón de los enamorados –  El emperador Claudio se enteró de estas prácticas secretas y como San Valentín gozaba de un gran prestigio en Roma, el emperador lo llamó a Palacio y San Valentín aprovechó aquella ocasión para promover cristianismo por lo que el emperador ordenó que lo encarcelaran.
Asterius, un oficial encargado de encarcelarle, quiso ridiculizar y poner a prueba a Valentín y lo retó a que devolviese la vista a su hija, llamada Julia, que nació ciega. Valentín aceptó el reto y en nombre de Dios, le devolvió la vista a la niña. Este hecho impresionó tanto a Asterius y a su familia, que se convirtieron al cristianismo. Mientras, Valentín siguió preso y el débil emperador Claudio finalmente ordenó que lo martirizaran y ejecutaran el día 14 de Febrero del año 270. La joven Julia, profundamente agradecida del santo, plantó un almendro de flores rosadas junto a su tumba. De ahí que el almendro sea el símbolo de amor y amistad duraderos.
Mucho más tarde, entre el año 496 y el 498 después de Cristo, se estableció el 14 de febrero por el Papa Gelasio para la celebración en honor a San Valentín.
Actualmente los restos mortales de San Valentín se conservan en la Basílica de su mismo nombre, que está situada en la ciudad italiana de Terni, en Italia y cada 14 de febrero se celebra en dicho templo, una acto de compromiso por parte de muchas parejas que quieren contraer matrimonio al año siguiente.

La costumbre de intercambiar regalos y cartas de amor el 14 de febrero nació en Gran Bretaña y en Francia durante la Edad Media, Los norteamericanos adoptaron la costumbre a principios del siglo XVIII. Los avances de la imprenta y el bajón en los precios del servicio postal incentivaron el envío de saludos por San Valentín. Hacia 1840, Esther A. Howland comenzó a vender las primeras tarjetas postales masivas de San Valentín en Estados Unidos.

Aunque sean los enamorados los que principalmente celebran este día, sin embargo hoy en día se festeja también a todos aquellos que comparten la amistad, ya sea maestros, parientes, compañeros de trabajo y todo el que siente, tenga la edad que tenga, el olor del amor que, como una flor de primavera, nunca debe perder ese encantador perfume.

Ya conoces la historia... Ahora nos toca a todos cambiar esa idea de que esta es una fiesta solo para parejas sino que es una celebración para todos quienes desean honrar al Amor...

¡Feliz día del Amor y la amistad para todos mis queridos lectores!


Mer
Publicar un comentario en la entrada

Déjanos tu huella...