jueves, 24 de mayo de 2012

Maestría




Todos hemos sido guiados para llegar hasta aquí. Algunos tuvimos maestros presenciales y otros eligieron como guía a algún maestro de tradición milenaria como el Buda y el Cristo, o contemporáneos como Krisnamurti, Osho, Tolle o Prem Rawat… todos somos conducidos hacia la luz de la mano de algún ser que ya conocía el camino… pero llega un momento en la vida que tenemos que seguir solos y es cuando debemos despertar a nuestro maestro interior.

Soltar la mano de nuestros padres y empezar a caminar solos fue un proceso, sin duda doloroso, pero tuvimos que aprender a confiar en nosotros para salir apoyándonos solo en nuestros pies. Así mismo nos cuesta soltar la guía del maestro y confiar en que podemos encontrar respuestas a nuestras inquietudes y asumir que aprender es despertar la sabiduría interior porque aprendemos  simplemente recordando.

Un buen guía, terapeuta o maestro no es quien te dice como actuar o que decisiones tomar, sino quien te guiará para que seas tú mismo quien encuentre las respuestas porque todo, absolutamente todo lo que necesitamos saber se encuentra en nuestro interior y para encontrarlo se hace imperioso el silencio y la meditación. En medio del ruido y la vorágine de la vida cotidiana será difícil que puedas oír la voz de tu maestro interno que te habla a través de corazonadas o intuiciones.

Tu maestro interno no está al servicio del ego y por eso muchas de las guías o intuiciones que recibes pueden no gustarte, pero luego comprenderás que lo que te permite crecer es justamente lo que desinfla al ego.
Puedes estar teniendo muchos conflictos con personas cercanas o no tanto y haces consciente que esas personas están siendo tus mejores maestros porque te enfrentan con tus propios conflictos internos que reflejas en el exterior porque aún te cuesta asumir que todo siempre viene de ti y es hacia ti ya que  tú eres ese diamante en bruto que debes pulir para que saque el mejor brillo y en ese relucir poder iluminar a los demás…

Estamos viviendo un tiempo de cambios vertiginosos en que la energía que recibe el planeta es tan poderosa que vemos como muchos maestros internos salen a la luz y los humanos estamos despertando la maestría. Basta ver como proliferan los blogs con contenidos espirituales, algunos solo transcriben escritos de otros en un afán por dar a conocer la luz y vemos como las redes sociales trabajan también en complicidad con la luz.

Toda la energía que recibe el planeta en estos momentos es para despertarnos y estimular la maestría interior. Seguramente te has sorprendido en este último tiempo encontrando la palabra precisa o el consejo adecuado para alguna persona y sobre todo para ti mismo. Es que nadie puede permanecer ajeno a esta luz y tu maestro está en pleno proceso de despertar.

Es tiempo de desarrollar tu maestría. Solo tienes que ir hacia adentro, buscar esa sabiduría con la que has nacido pero olvidaste… Haz memoria… Recuerda… Tú eres un Maestro!

Me® 

 Si reenvias este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.
Publicar un comentario

Déjanos tu huella...